La tecnología RCS pone a los mensajes de texto tradicionales a la altura de cualquier app de mensajería.