Quintana Roo, Baja California Sur y Querétaro fueron los Estados con los mayores incrementos en los puestos de trabajo.