La actual Legislatura, que concluye funciones esta semana, infló el costo de los Servicios Personales en más de 64 por ciento, al pasar de mil 828 millones en 2013 a 3 mil millones de pesos en 2018.