lunes, 26 de junio de 2017
BÚSCANOS EN:

La Bufadora

Mano dura
A través de la Dirección de Comercio, Alcoholes y Espectáculos Públicos del XXII Ayuntamiento, cuya titular es Rebeca Mungaray Lagarda, notificó a todas las ligas deportivas del municipio que no permitirán más eventos con venta de cerveza si no pagan impuestos, y que se trata de una orden directa del hombre que despacha en el cuarto piso del Palacio Municipal, pues es necesario incrementar la recaudación.
Todos sabemos que el gobierno municipal requiere de mucha plata para salir de sus broncas, y los beisbolistas, softbolistas y futbolistas también están en la mira y mediante un memorándum les avisaron que tienen que apoquinar, de lo contrario no se podrá vender cerveza en los escenarios deportivos.
Tal medida ha provocado que durante las dos últimas semanas no se vendieran bebidas fermentadas en las canchas, pero lo malo es que las ligas dependen de ese dinero para sus gastos de promoción y mantenimiento de sus instalaciones. Al respecto, cabe señalar que los campos deportivos están abandonados desde hace siete años, porque no hay partidas de apoyo, dado que el Instituto Municipal del Deporte y la Recreación (Inmudere), destina la mayor parte de sus ingresos para el pago de su abultada nómina.
Ante tal situación las directivas de las ligas apagarán el alumbrado de las canchas para disminuir gastos.
Así que los deportistas aficionados están que trinan porque consideran que les declararon la guerra sin deberla ni temerla.

"Limpia” en Sindicatura
La síndico procuradora municipal, Karina Castrejón, anda corriendo a empleados de confianza que heredó de pasadas administraciones, pero plaza que se desocupa de inmediato es cubierta con gente afín al Partido del Trabajo (PT). Es en serio. Ya están cobrando la factura. Han corrido a 38 y sus espacios ya se ocuparon. Sólo están respetando la nómina política del profesor Gilberto Hirata Chico y de Enrique Pelayo Torres, pero se ensañaron con aquellos que entraron en las administraciones panistas, los cuales tienen más años de antigüedad y por ende los más caros de liquidar, pero les inventan cualquier irregularidad para echarlos a la calle; sin embargo, debido a lo anterior ya traen como 40 demandas laborales y la historia indica que el Ayuntamiento siempre las pierde.

Partidos invisibles ante las crisis
Sobre el comportamiento de los partidos ante los presentes conflictos y rezagos sociales ya se ha dicho mucho, pero la constante es que actualmente todos están calladitos.
Por ejemplo, en el Cabildo de Ensenada hay muchos regidores plurinominales que alcanzaron esas posiciones por las migajas que concede la ley electoral. No obstante del PAN y el otrora combativo PRD ni sus luces. En silencio. El presidente del comité directivo municipal blanquiazul, Jesús Timoteo Collins no ha hecho un solo señalamiento sobre el desastroso estado de las finanzas municipales, y ni lo hará. ¿Morena?, ¿dónde está Morena? El Partido del Trabajo… mmmmmm, entretenido repartiéndose el pastel de la Sindicatura.
Y las demás fuerzas políticas igual. ¿La solución son los partidos en estos momentos? No. 
Ante este escenario la sociedad organizada se desgañita a través de los medios masivos de información y las redes sociales señalando errores, omisiones, abusos, etc. Lo preocupante es que hay entes desde el poder que pretenden revivir viejas prácticas, y para colmo en los últimos años desaparecieron las tribunas radiofónicas en Ensenada. Hoy están de vuelta algunas; eso es bueno para la denuncia ciudadana. 
Decía Sócrates que los pueblos tienen los gobiernos que se merecen. Y que cuando los buenos dejan de participar siempre ganaran los malos. 
¿Qué le funcionó a Ensenada?, ¿por qué fue la cuna de la democracia?, ¿a qué se debe este bache enorme en el que nos encontramos?
Algunos indicadores:
1.- Las nuevas generaciones no votan. 
2.- Los partidos políticos están tomados por comerciantes de la política y ya no compiten. Se ponen de acuerdo. Negocian. 
3.- La gravísima corrupción e impunidad desanima al pueblo. 
4.- El bajo nivel de oferta de candidatos y sus pugnas internas desfavorece la participación del pueblo.  
5.- No hay relevo generacional en los grupos ciudadanos organizados, los viejos se cansaron. No hay liderazgo. No hay señalamientos. Y lo peor, se perdió el valor civil de señalar desvíos y evaluar a los funcionarios y políticos.
A todos estos factores se les llama equilibrios. La democracia participativa no está en su mejor momento. Por eso tenemos el gobierno que tenemos. Por eso tanta inseguridad, baches, basura, despilfarro, corrupción, nepotismo, atraso y rezago. ¿Qué necesita Ensenada? Buenos ciudadanos para que haya buenos políticos. Sanear los partidos o que mejor desaparezcan; así como medios de comunicación libres. Luego no nos quejemos.
¿Por qué estamos como estamos?, porque somos como somos.
Ensenada merece más. Hay que recuperar el paso del progreso. Ensenada es el municipio más grande y hermoso de Baja California y de los mejores de México. Sólo le faltan buenos gobiernos.

Escrito por El Mosquito

Recibe las mejores noticias del día a través de tu WhatsApp.

Suscribirte a este nuevo servicio gratuito, es muy sencillo:

1. Agrega el número 646 151 - 4145 a tus contactos del celular con el nombre Buzón El Vigía.

2. Desde WhatsApp, envía un mensaje a través de la app con la palabra “Listo” al contacto Buzón El Vigía.

Comentarios
BÚSCANOS EN:

2002 - 2017 Todos los derechos reservados. EDITORIAL EL VIGIA S.A De C.V
De no existir previa autorización queda expresamente prohibida la publicación, retransmisión, edición y cualquier otro uso de los contenidos