lunes, 18 de diciembre de 2017
BÚSCANOS EN:
COLUMNA CETYS

Calles sucias en nuestra ciudad. ¿Costumbre o indiferencia?

Por Luis Aguirre Loera

La limpieza es una de las actividades necesarias que obligatoriamente se deben realizar tanto en el ámbito doméstico, laboral, así como en los espacios públicos.
Muchas veces, al caminar por las calles de nuestra ciudad, no nos damos cuenta de lo sucias que están, pareciera que la basura es un elemento inherente a ellas, pero si prestamos atención, nos daremos cuenta de que son varios los componentes que las ensucian: envolturas, botellas, latas, colillas de cigarro, chicles, baterías genéricas y hasta animales muertos, sin olvidar el desbordamiento ocasional de nuestros botes de basura; todo estos causado por diferentes factores. Percibo pasividad y negligencia en este aspecto. ¿Será que ya nos acostumbramos a ver nuestra ciudad sucia? ¿O es mera indiferencia?
Lo sucio no es sólo desagradable desde el punto visual, sino que también trae riesgos para la salud ya que puede provocar contagio de enfermedades o alergias.
La limpieza debe ser una acción que podamos realizar en los espacios que recorremos y, por supuesto, en los que habitamos. Si todos ponemos nuestro granito de arena podemos hacer mucho para mejorar el aspecto de nuestra ciudad. He aquí algunas ideas pensadas con el fin de mantener limpias las calles, así como disminuir la basura que generamos:
  • No tirar basura en la calle. Esto incluye desde envolturas, papeles de todo tipo, latas de refresco, chicles, etcétera. Si no hay un cesto cerca, podemos guardar esa basura hasta poder depositarla en los recipientes adecuados.
  • Reciclaje. Es tiempo de darle su debida importancia, ya que además de disminuir nuestra basura, apoyamos al ambiente. Separe los residuos y localice un centro de acopio cercano a su comunidad.
  • Es conveniente barrer a diario la banqueta y la parte de la calle correspondiente.
  • Se sugiere no dejar libres a las mascotas en las calles, especialmente a los perros, ya que pueden tirar la basura de los botes.
  • Cuando vaya usted al mercado, haga lo posible por llevar bolsas ecológicas con el fin de disminuir la utilización de bolsas de plástico.
  • Procure comprar productos con envase retornable.
  • Recoja el excremento cada vez que saque a su perro a la calle.
  • Invite a sus allegados a hacer lo mismo. No es posible tener una comunidad limpia si no se cuenta con la participación activa de los ciudadanos.
  • Cuando compre artículos desechables, evite aquellos hechos de unicel pues este material tarda hasta mil años en desintegrarse, es un material altamente nocivo y contaminante, de acuerdo con el Fondo Mundial para la Naturaleza.
Con poco podemos hacer mucho. No olvidemos que una ciudad limpia no es la que más se asea sino la que menos ensucia. Que nuestra comunidad sea un ejemplo.

Recibe las mejores noticias del día a través de tu WhatsApp.

Suscribirte a este nuevo servicio gratuito, es muy sencillo:

1. Agrega el número 646 151 - 4145 a tus contactos del celular con el nombre Buzón El Vigía.

2. Desde WhatsApp, envía un mensaje a través de la app con la palabra “Listo” al contacto Buzón El Vigía.

Comentarios

2002 - 2017 Todos los derechos reservados. EDITORIAL EL VIGIA S.A De C.V
De no existir previa autorización queda expresamente prohibida la publicación, retransmisión, edición y cualquier otro uso de los contenidos