LA BUFADORA

BUFADORA

Por El Mosquito
lunes, 09 de julio de 2018 · 00:00

La promesa de campaña de reducir el Impuesto al Valor Agregado (IVA) del 16 al 8 por ciento en la franja fronteriza norte del país, sólo aplicará en 30 kilómetros al sur de la línea divisoria con Estados Unidos, lo que excluye a Ensenada de este beneficio fiscal que eventualmente se implementará cuando comience la administración de Andrés Manuel López Obrador.

El anterior anuncio lo hizo Carlos Urzúa, quien encabezará la Secretaría de Hacienda en el próximo sexenio.

Además, Urzúa precisó que esta medida sólo beneficiará a los residentes de ciudades como Tijuana, Mexicali, Ciudad Juárez y Reynosa, mientras que para el resto del país el IVA se mantendrá en 16 por ciento.

Sin embargo, esta declaración del futuro titular de Hacienda cayó como balde de agua fría en los ánimos de los ensenadenses, razón por la cual provocó reacciones de rechazo en el sector empresarial y comercial, incluso hasta el presidente municipal, Marco Antonio Novelo Osuna, dio a conocer que exigirá al gobierno de López Obrador que nuestro municipio sea considerado como zona fronteriza.

Así que urge que todos los candidatos electos de la coalición Juntos haremos historia (Morena-PT-PES), quienes se llevaron carro completo en Baja California, de inmediato realicen las gestiones necesarias para que Ensenada también forme parte de la región con IVA diferenciado.

No obstante, la postura de Carlos Urzúa confirma que los políticos del centro de la república -los de antes, ahora y los que vienen- desconocen la dinámica económica de Baja California, que para muchos sigue siendo una zona invisible, con escaso peso electoral, que no pinta en la toma de decisiones y que no siquiera se dignan visitar.

Por tanto, ya le salió la primera tarea importante a Armando Reyes Ledesma, diputado electo por el 03 Distrito, quien deberá olvidarse de sus prácticas asistencialistas y populacheras de bajo impacto para concentrarse en los realmente trascendente.

Aunque el entrante secretario de Hacienda no haya incluido a Ensenada en el tema del IVA al 8 por ciento, en la Cámara de Diputados y el Senado de la República los legisladores electos de Morena y sus aliados son mayoría, y basta que tengan la voluntad política para que el municipio de Ensenada sea catalogado como zona fronteriza.

Otros pendientes
Y aprovechando que Baja California tendrá una bancada del mismo color partidista, y que en el papel tampoco deben encontrar obstáculos en ambas cámaras legislativas, donde -repetimos-, Morena dispondrá de un control casi absoluto, ahora no habrá pretextos para eliminar las medidas fiscales que tanto daño le han hecho a Baja California y Ensenada. Si no lo hacen es simplemente porque no quieren o no les interesa, como ocurre desde el sexenio de Ernesto Zedillo Ponce de León, quien se quejó de que el PAN no apoyó sus reformas en el Congreso, mismo argumento que utilizaron los panistas Vicente Fox y Felipe Calderón, pero hoy las circunstancias son muy diferentes, porque López Obrador tiene la mayoría en la Cámara de Diputados y el Senado, por ende nada le impide cumplir sus promesas de campaña.

Tal escenario es ideal para que por fin la nueva clase política que arribará al poder público y los reflectores mediáticos observen al resto del país.

¿Será posible que el próximo gobierno federal concluya el libramiento carretero El Sauzal-Maneadero?, ¿modernizarán la vía Chapultepec-Maneadero para eliminar el “tramo de la muerte”?, ¿repararán la carretera Transpeninsular de San Quintín al Paralelo 28?, ¿avanzarán los proyectos para construir la ruta ferroviaria Tecate-Ensenada?, ¿se concretará el aeropuerto civil y de carga en el Valle de Ojos Negros?, ¿asignarán presupuesto para ampliar la carretera Ensenada-Ojos Negros?, ¿se ampliarán los recintos portuarios de Ensenada y El Sauzal?, ¿construirán la infraestructura para resolver a largo plazo el problema del abasto de agua?, ¿promoverán la mejora regulatoria para reducir los trámites que permitan la apertura de nuevas empresas y alienten las inversiones?, ¿cambiarán de sede la guarnición militar de El Ciprés, para convertir dicho espacio en el bosque de la ciudad con frente de mar?

Es fundamental que el nuevo gobierno y la sociedad elaboren la agenda de prioridades y lo extraordinario de todo esto es que existen las condiciones sociales y políticas para hacerlo, no hay muros, sólo necesitan tener la voluntad de hacerlo.

La mesa está puesta gracias al voto de los ciudadanos; ojalá que no perdamos esta oportunidad histórica.
 

Comentarios