EL SOPOR DEL BUITRE

Impunidad legislativa

Por Gerardo Sánchez García
viernes, 12 de julio de 2019 · 00:00

Las miles de maldiciones, descalificaciones, mentadas de madre y otros insultos proferidos a lo largo de esta semana en contra de los diputados y diputadas locales sólo servirían si nuestros congresistas tuvieran dignidad o vergüenza.

En caso contrario, son palabras -verbales o escritas- perdidas en el viento y estrelladas en el rostro inmutable del cinismo, la desfachatez y la incongruencia personal y política.

Si un arquitecto o ingeniero hacen mal una obra, si un médico, un odontólogo tiene una mala intervención se puede actuar civil y penalmente en contra de ellos. Si un periodista insulta o calumnia también existen posibilidades para actuar contra él. Ello por mencionar algunos ejemplos.

¿Pero que ocurre cuando un legislador -federal o estatal- efectúa mal su trabajo, ya sea por ignorancia o por corrupción? Nada.

En más de tres décadas de ejercicio periodístico en Baja California no conozco el caso de un solo diputado o diputada que haya ido a la cárcel por inútil o por corrupto (a).

Lo ocurrido el pasado 8 de julio en el Congreso de Baja California es vergonzoso. La sumisión de nuestros congresistas fue vil y despreciable. No les importó pisotear el Estado de Derecho, el sentido común y el poco prestigio y respeto que algunos de ellos o ellas habían obtenido.

De quienes ya se sabía eran unos (as) sinvergüenzas y unos (as) prostitutos (as) de la política no sorprendió. Tristemente sorpresivo en el caso de quienes se pensaba tenían algo de respeto a la legalidad y ellos (as) mismos (as).

Argumentos del insulto
Todo insulto sería injusto si no se explica el motivo, argumento y justificación del mismo, por lo que este columnista explicará las calificaciones expresadas líneas arriba.

1.- Los congresistas locales al ampliar el periodo gubernamental se burlaron y pisotearon el voto de los bajacalifornianos que acudieron a elegir a un gobernador del 1 de noviembre de 2019 al 31 de octubre de 2021. Fue lo establecido en la normatividad y convocatoria electoral, sin importar por quien se haya votado.

Violentaron con ello no sólo la norma local respectiva, sino también lo establecido en la reforma electoral federal de 2014 para empatar elecciones en todo el país.

2.- Violaron de manera salvaje, procaz, el artículo 116 de la Constitución Federal, que establece: “La elección de los gobernadores de los Estados y de las Legislaturas Locales será directa y en los términos que dispongan las leyes electorales respectivas”.

El texto es muy claro, no es al antojo, ni a la conveniencia política, económica o puteril de los congresistas locales, es de acuerdo a la legislación electoral.

3.- Atropellan el principio constitucional de la NO RETROACTIVIDAD, pues cualquier reforma electoral debió promulgarse y publicarse 90 días antes de iniciar el proceso y no después de hechos consumados.

4.-El primero de junio el diputado Benjamín Gómez Macías denunció que le ofrecieron un millón de dólares por ampliar el periodo de gobierno de dos a cinco años. Él y los legisladores priistas votaron por esa ampliación el 8 de junio, aunque Gómez no avisó, ni aclaró si recibió o no dicho millón de dólares.

5.- Argumentan falsamente supuestos estudios o consultas en torno a que los bajacalifornianos “no querían” un gobierno estatal de dos años. ¿Porqué no mostraron esos estudios antes de las elecciones?, ¿porqué no modificaron las normas antes y no después? De tan ridícula resulta cruelmente ofensiva para el ciudadano tal justificación.

Bachelandia
El XXII Ayuntamiento de Ensenada aplica una política innovadora en el bacheo. Hace un mes existía un grupo de baches en el cruce de avenida Pedro Loyola y Libramiento Esmeralda. Dichos hoyancos eran de diferentes tamaños, profundidades y formas.

Sin embargo, el Departamento de Embellecimiento y Delineado de Baches (tal vez de nueva creación), recortó el pavimento en líneas y formas geométricas bien trazadas y ordenadas. Niveló el terreno y aplicó la justicia vial, pues no es correcto que haya bachecitos junto a un bachezote e hizo de todos ellos un gran y batalloso bache cuadriculado que tiene ya varias semanas adornando ese crucero. No cabe duda: ¡El Bache, Va Primero!

De dos peligros debe cuidarse el hombre nuevo: de la derecha cuando es diestra, de la izquierda cuando es siniestra.
Mario Benedetti

*El autor es periodista y atlantista
elsopordelbuitre@hotmail.com

Comentarios