LA BUFADORA

BUFADORA

Por El Mosquito
viernes, 22 de mayo de 2020 · 00:00

Al ser confirmado el contagio de Covid-19 de dos miembros de las “Brigadas por la Paz y la Salud” del gobernador Jaime Bonilla en Mexicali, enviando a uno al hospital y a otra a resguardo domiciliario, es notoria, una vez más, la situación en la que el personal de confianza labora durante la pandemia.

No dudamos de la buena fe (y la necesidad) del personal enviado a colonias populares con contacto al público, a veces sin previo aviso y sin preparación adecuada, independientemente de que se les proporcione el material de protección o no, dos enfermos en esas brigadas (y los que resulten) debería replantear el costo/beneficio de la necesidad gubernamental de salir en la foto.

Esa necesidad de reflectores, debería pasar a segundo término en labores de atención durante la pandemia, cuando el mismo Gobierno rompe los lineamientos que impone a la población, no hay anillo al dedo que valga la salud del personal que sale a trabajar “portando la camiseta”.

Salvar al sector turístico
Un protocolo sobre los lineamientos sanitarios para la reapertura paulatina del sector turístico fue presentado el miércoles pasado por las secretarías de Salud y Turismo.

De acuerdo con el titular de Turismo, Miguel Torruco, debido a la emergencia sanitaria la llegada de turistas internacionales al país en el primer trimestre de 2020 disminuyó 34.4 por ciento, respecto al mismo periodo del año anterior.

Este fenómeno ocasionó también una disminución de la derrama económica de 45.6 por ciento, advirtió el funcionario.

Para tratar de revertir la caída y reactivar el sector, las autoridades de Salud y Turismo a nivel federal sostuvieron una reunión con 10 gobernadores y funcionarios estatales, quienes en mesas de trabajo integraron el documento sobre los lineamientos de reapertura.

“Cabe mencionar que estos 10 estados representan el 50.5 por ciento del Producto Interno Bruto turístico y el 85 por ciento del total del turismo de internación con pernocta que se interna al territorio nacional. Está Baja California, también Baja California Sur, Ciudad de México, Colima, Jalisco, Guerrero, Nayarit, Oaxaca, Quintana Roo y Sinaloa.

“Es un documento de 100 hojas, de más de 100 cuartillas y que habla en forma detallada de cada uno de los protocolos de todas las áreas, desde aeropuertos hasta la salida, todo, migración. De toda la problemática donde tiene que ver el turista, incluimos hasta estadios, para dar ese protocolo detallado en la materia”, señaló Torruco.

Por su parte, Ricardo Cortés, director general de Promoción de la Salud, señaló que el documento tiene como base el semáforo, y los parámetros básicos son la aplicación de la sana distancia. Limpieza y desinfección de objetos y superficies de uso común, el lavado correcto y constante de manos y los filtros sanitarios de entrada a lugares de labores o lugares cerrados.

Peligra Fonden
La bancada de Morena en la Cámara de Diputados propuso desaparecer el Fondo de Desastres Naturales (Fonden), el cual entra en operación durante contingencias en los municipios del país.

Una iniciativa presentada por legisladores morenistas, encabezados por su coordinador Mario Delgado, planteó desaparecer ese concepto en las leyes donde está regulado.

Por ejemplo, propuso derogar todo el artículo 37 de la Ley Federal de Presupuesto y Responsabilidad Hacendaria y algunos párrafos del artículo 19, que hacen referencia a cómo operará dicho fondo.

“En el proyecto de Presupuesto de Egresos deberán incluirse las previsiones para el Fondo para la Prevención de Desastres, así como para el Fondo de Desastres, y el Fondo para Atender a la Población Rural Afectada por Contingencias Climatológicas, con el propósito de constituir reservas para, respectivamente, llevar a cabo acciones preventivas o atender oportunamente los daños ocasionados por fenómenos naturales”, establece la actual legislación.

Sin embargo, en la propuesta morenista aparece como “Derogado”.

En el artículo 9 de la Ley de Disciplina Financiera de las Entidades Federativas y los Municipios, que también habla sobre el Fonden, se mantiene la obligación de las entidades federativas de prever recursos para atender a la población afectada y los daños causados por desastres naturales.

Sin embargo, en la legislación actual en el apartado donde se especifica que las entidades podrán obtener recursos del Fonden, desaparece este nombre y se establece que accederán al dinero “de los instrumentos financieros de atención a desastres naturales”.

La iniciativa busca la extinción de 44 fideicomisos, entre ellos algunos que tienen que ver con ciencia, deporte y agricultura.

A principios de abril, el Presidente Andrés Manuel López Obrador había ordenado a todas las dependencias del Gobierno federal liquidar los fideicomisos sin estructura orgánica y concentrar en la Tesorería todo el dinero que se recupere.

En un Decreto publicado en el Diario Oficial de la Federación se instruyó a las dependencias federales así como a los Tribunales Agrarios, llevar a cabo los procesos para extinguir o dar por terminados todos los fideicomisos públicos sin estructura orgánica.
 

Comentarios