AFN POLÍTICO

El 2% de trabajos municipales para LGBTQ+

Por: Dora Elena Cortés
viernes, 14 de enero de 2022 · 00:49

Para dejar claro: ni me espanto, ni me escandalizo, ni mucho menos estoy en contra.

Lo que sí me llama la atención es que el acceso a personas que identificamos como gays (y que ahora pertenecen a la comunidad LGBTTTIQ+) a empleos de gobierno, deban ser producto de una cuota o que les obligue a irse prácticamente anunciando.

Sería como si se aislara o marcara (como antes ocurría con los judíos), a estas personas por su simple preferencia sexual.

El tema lo traigo a discusión por el proyecto de reglamento que en la última sesión extraordinaria del Cabildo de Tijuana se votó y que según nos aclaró el síndico procurador Rafael Leyva Pérez, todavía pasará a comisiones para su análisis y ajustes correspondientes, con el propósito de convertirse en reglamento.

Entre otras cosas se pretende no solamente el que se respete a las personas con esta condición, y sus derechos, sino que tengan la posibilidad de obtener un empleo municipal, para lo cual, la administración abrirá una cuota de hasta el 2% de sus empleos.

Se supone que la Constitución Mexicana otorga los mismos derechos a todas las personas nacidas en este país, no importando su sexo, religión o cualquier otra condición, siempre y cuando sus actividades sean lícitas.

Se supone que al momento de solicitar empleo no se les debe cuestionar sobre su inclinación sexual, y si bien es cierto que aquellos que son muy evidentes o no lo pueden ocultar, podrían ser objeto de discriminación, para eso también hay leyes suficientes que les amparan, además de la existencia de los Derechos Humanos como institución para defenderlos y protegerlos.

Lo interesante ahora, será saber de dónde sacarán ese 2% de empleos en el gobierno municipal, cuando se supone que cuentan con la plantilla necesaria de trabajadores.

¿Estarán despidiendo a algunos para dar entrada a personas de esta comunidad?

O crearán nuevos empleos, incrementando así las plantillas de personal.

¿Qué dirá el sindicato de burócratas, que prácticamente es el dueño de las plazas existentes? o ¿Los nuevos trabajadores serán de confianza?

¿Se privilegiará la pertenencia a la comunidad LGBTQ sobre la capacidad del solicitante?

Y entonces, contra el espíritu de la Constitución ¿Seguirán seccionándonos? Cuotas para mujeres, cuotas para niños, cuotas para personas de la tercera edad, cuotas para jóvenes, cuotas para personas con discapacidad, cuotas para la comunidad gay, cuotas para católicos, cuotas para protestantes, y dejemos algunos para nuevas sectas.

Bueno... también hay que dejar cuotas para líderes, activistas y ¡Políticos!

El avión oficial, las vacunas y la información
Pese a que este gobierno se jacta de “sí informar, sin discriminación ni privilegios,” al momento no ha logrado entender la necesidad de hacerlo de manera efectiva y oportuna, y, sobre todo, en los casos más sensibles.

Advierte que a diferencia “del que se fue” sí tiene mañaneras (aunque sean de un día) con reporteros presentes, a los que responde, aunque no siempre expone lo que está generando más tensión.

Y no es porque los encargados del área no sepan cómo hacerlo, porque hay que destacar que tienen personal conocedor del tema de los medios y de sus actores, lo cual les permite anticiparse a cualquier reacción periodística, pero que no pueden hacerlo porque o no se les informa con anticipación lo que va a ocurrir, o simplemente no se les toma en cuenta.

Un ejemplo podría ser el hecho del anuncio que se hizo por parte de Coepris, de la medida ordenada por su equipo de “científicos” del sector Salud, porque pareciera que no se les consultó sobre las reacciones que podría traer un anuncio de esa naturaleza, sobre todo, sin haberlo socializado antes. Y eso los llevó, irremediablemente, a dar marcha atrás.

De otros asuntos en los que no han informado a tiempo, no tiene caso, por el momento, profundizar, pero lo comento por el tema que se dio con el avión oficial del gobierno del Estado, que ayer (el miércoles) sin previo aviso ni información de ninguna naturaleza viajó a Hermosillo, Sonora, donde permaneció por al menos dos horas.

Fue después de ese tiempo y tras de que Agencia Fronteriza de Noticias preguntó sobre ese viaje y quién habría ido dentro de la aeronave, que enviaron un comunicado señalando que el aparato fue por un cargamento de vacunas otorgadas por el presidente de la república al gobierno de Baja California, para que pudiera seguir adelante con su campaña de inmunización.

Y no digo que esto no pudiera ser cierto, pero llama la atención el hecho de que, teniendo una cortesía de 100 mil dosis de antígenos, el gobierno de Baja California no lo hubiese hecho público previamente, ni mucho menos hubiese anunciado que el avión del gobierno saldría por dicho cargamento, precisamente para evitarse especulaciones.

Hasta el momento estábamos acostumbrados a ver que era el Ejército Mexicano el encargado de entregar esos cargamentos en el aeropuerto de Tijuana o el de Mexicali.

Estábamos acostumbrados a ver el desembarque de esos cargamentos, ya que se anunciaba con toda anticipación y se permitía la presencia de reporteros para dar fe.

Había todo un operativo para verificar que las dosis enviadas correspondieran a lotes no vencidas, que trajeran toda la documentación correspondiente, porque ya vimos que en alguna ocasión sucedió que, por un papel que les faltó, las vacunas no podían ser utilizadas.

Estaba -inclusive- el delegado federal Jesús Alejandro Ruiz Uribe, junto con su personal, constatando la llegada del antígeno, que además debía tener cuidados muy específicos para evitar que las vacunas se descompusieran. Ahora, tal parece que tampoco se enteró.

Hoy sólo vimos una fotografía de la aeronave, ya de regreso, supuestamente en Tijuana, y algunas cajas dentro de algo que aparentemente sí es el interior de una nave.

Y no digo que me informen a mí en lo particular, pero si habíamos publicado esa información de la salida de la nave, bien podrían haber utilizado las cuentas de WhatsApp por las que me mandan infinidad de boletines, para simplemente decir (de inmediato): “se mandó el avión del gobierno de Baja California para traer vacunas”.

Todo es tan fácil como informar con anticipación y/o responder a preguntas específicas, lo que les lleva el mismo tiempo que decir: no tenemos información o cuestionar los motivos que uno tiene para preguntar.

ANA Y CONDA
Lástima que el Vick VapoRub, el paracetamol y los tecitos no le hayan servido a todos los que murieron o siguen falleciendo por el “covidcito”.

PD1. - Eso, por el contrario, da más “alas” a los anti covid y antivacunas.

PD2.- Ahora fue una sucursal de Bancomer en Ensenada que cerró sus puertas como consecuencia del contagio de covid-19 entre su personal.

afntijuana@hotmail.es

 

Comentarios