Meta Deportiva

Ganó el partido más difícil

El ex basquetbolista, Alfredo Hernández Lobato, truncó carrera como jugador debido al cáncer, pero ya recuperado destaca ahora como entrenador
jueves, 14 de febrero de 2019 · 00:00

Ángel Domínguez/EL VIGÍA
adominguez@elvigia.net |Ensenada, B. C.

Alfredo Hernández Lobato ha salido airoso de cada uno de los retos que la vida ha ido colocando en su camino.

El originario de Teziutlán, Puebla, en su etapa de basquetbolista activo, formó parte de Tarascos de Michoacán en la Liga Mexicana de Baloncesto.

Como preparador físico y asistente laboró en Libertadores de Querétaro en la Liga Nacional de Baloncesto Profesional, Fuerza Guinda de Nogales en Cibacopa, Tuzos del Pachuca y Lobos de la BUAP, ambos pertenecientes a la Liga MX de futbol, entre otros.

Aunque, sin duda, su mayor triunfo fue haberse recuperado del cáncer de piel que lo atacó hace casi 20 años.

El actual entrenador de Leones de la Universidad Anáhuac Xalapa se mantiene ligado al “deporte ráfaga” desde los ocho años.

“Tuve un referente familiar que inició como árbitro y después saltó a ser coach, y jugué con él hasta bachillerato”, comentó el técnico preparador físico profesional egresado de la Universidad del Futbol y Ciencias del Deporte de Pachuca.

Al matricularse en la Universidad Interamericana de Puebla, se pone bajo las órdenes de Samuel Campis Espinal, sin embargo, poco tiempo después, “me cambio al Tecnológico de Teziutlán, que contaba con el programa y participaba en Liga Nacional de Basquetbol Estudiantil (Linabe)”.

A principios de la década de los noventa debuta profesionalmente con Tarascos de Michoacán, quinteta con la que participa una temporada en la Liga Mexicana de Baloncesto hasta que su ascenso se ve interrumpido bruscamente.

“Contraigo nupcias y al año y medio llega la enfermedad, mi hija, ahora de 18 años, estaba por nacer, de hecho, no recuerda nada, pero ahí es donde trunco mi trayectoria”, señaló.

Hernández Lobato, dio a conocer que para librar el proceso que duró alrededor de seis años, tiempo en el que se mantuvo alejado de las canchas, realizó una autoevaluación de su vida.

“Estar cerca de Dios, de la familia, de uno mismo, saber qué has hecho bien, que has hecho mal, que te hubiera gustado hacer, en mi caso, fue entregar un poco de lo que me dio el deporte, y así encontré la vía directa a través del futbol, pero siempre pensando en el baloncesto”, manifestó.

Recuperado de la ‘batalla y por recomendación de un paisano, se integra al equipo de trabajo del equipo de futbol profesional Tuzos del Pachuca.

“Le pido ayuda a Yair García, único mexicano campeón de Copa Libertadores y Sudamericana con 11 Caldas de Colombia, quien era asistente de Enrique Meza, me abre las puertas, me manda con Daniel Ipata y, posteriormente, conozco a Víctor de Barba, y con él desarrollo prácticamente toda mi carrera”, detalló.

En su primera experiencia como entrenador, dirigió a la Universidad Unimetropolitana de Monterrey, a la cual, instaló entre los cuatro mejores en Universiada Nacional.

Al terminar la relación con la institución, dijo, “regreso con Víctor para trabajar con Selecciones de Guatemala, Tec de Monterrey campus Santa Fe, Universidad Madero Puebla, Club Albatros, Fuerza Guinda de Nogales y Libertadores de Querétaro”.

NUEVO RETO
Este mes se está cumpliendo un año que Alfredo Hernández Lobato empezó negociaciones con la administración y coordinación deportiva de Universidad Anáhuac Xalapa para hacerse cargo del baloncesto.

“En febrero tuvimos el primer contacto, iniciamos pláticas y en abril cerramos el trato”, reveló el poblano.

Desde su presentación se vio obligado a buscar la fórmula para encajar dentro de un grupo ya formado y acostumbrado a un sistema de juego y entrenamiento.

“Lo más difícil fue la adaptación de los chavos a mi forma de trabajo, tratar de identificar el rol de cada uno me ha costado, ellos estaban muy acostumbrados y arraigados al antiguo entrenador, y tratar de cambiar el chip, implantar la ideología es lo más complejo, la parte del basquetbol en lo más sencillo”, expuso.

Por otra parte, destacó el apoyo brindado por “las autoridades y el director deportivo, sin los cuales no pudiéramos avanzar, eso ha sido pieza fundamental y lleva un alto porcentaje de responsabilidad al momento de integrar mi staff”.

“Las otras instituciones también apuestan mucho al deporte y que una persona lleve toda la carga de 50 atletas juveniles de basquetbol sin delegar responsabilidades, es muy complicado”, explicó.

Actualmente, con récord de 14-2, Leones ocupa la tercera posición en el standing de la División II Varonil, Zona Centro Oriente en la temporada 2018-2019 de la Asociación de Basquetbol Estudiantil (ABE).

“Vamos paso a paso, juego a juego, tratando de ir logrando las metas grupales, las principales, que los muchachos no reprueben materias, que mejoren su conducta en los temas humildad, disciplina, respeto y trabajo, calculo que estamos a un 90 por ciento”, puntualizó.

Otro de los objetivos, anunció, “es regresar a División I, sabemos que vamos a batallar y no me puedo aventurar a adelantar que seremos campeones, debido a que el rival cuenta, hay universidades importantes que cuentan con el mismo programa y hacen el esfuerzo al igual que nosotros para terminar bien y calificar al nacional”.

En la duela, relató, “quiero jugadores inteligentes, no todo es talento o técnica, me gusta que si le das una indicación la cumplan, no quiero robots pero sí que tomen buenas decisiones, que piensen rápido y mejor que el adversario, que se comprometan, dejen todo en la cancha, que no les importe aventarse y dejar ahí la rodilla”.

FRASE
“Por historia, Baja California siempre se ha considerado dentro de los primeros lugares de Olimpiada, van con la mentalidad de ganar, trabajan para ser campeones, no se conforman con llegar y en nuestro caso, Walter Soto lo transmite e hizo creer a sus compañeros que se podía, por eso volteamos para acá”.
Alfredo Hernández Lobato


FICHA:
Nombre: Alfredo Hernández Lobato
Fecha de nacimiento: 23 de julio de 1975
Lugar de nacimiento: Teziutlán, Puebla

Comentarios