Meta Deportiva

San Luis y Washington van con todo por título

viernes, 11 de octubre de 2019 · 00:00

AP
Estados Unidos

Con los favoritos eliminados, un duelo altamente improbable definirá al campeón de la Liga Nacional.

Los Cardenales de San Luis están de regreso en la serie de campeonato del circuito por primera vez desde 2014, luego de sorprender a los Bravos de Atlanta.

Ahora se enfrentarán con los Nacionales de Washington, que espantaron sus fantasmas de postemporada al dejar fuera a los Dodgers, ganadores de 106 partidos en la temporada regular.

“Sabemos que podemos vencer a cualquiera en estos momentos”, dijo el segunda base de San Luis Kolten Wong.

La serie comienza el viernes en el Busch Stadium, la casa de los Cardenales. Es la primera vez desde 2015 que los dos equipos con el mejor récord en una liga son eliminados en las series divisionales.

San Luis estuvo a cuatro outs de la eliminación ante los Bravos en el cuarto juego, pero se recuperó para llevarse la victoria en el 10mo inning.

El partido decisivo en Atlanta quedó virtualmente decidido poco después de comenzar.

Los Cardenales se convirtieron en el primer equipo en la historia de las mayores en anotar 10 carreras en el primer inning de un partido de postemporada y ganaron 13-1.

SE ANTOJABA INALCANZABLE
Incluso llegar a los playoffs este año se antojaba inalcanzable luego que Washington perdió a Bryce Harper, el rostro indiscutible del equipo, como agente libre y arrancó la temporada 19-31.

Pero los Nacionales se fueron 74-38 el resto de la campaña para clasificarse a los playoffs, remontaron una desventaja de tres carreras para vencer a 4-3 a Milwaukee en el partido de comodines y entonces volvieron a escapar ante los poderosos Dodgers en la serie divisional.

Luego de ir perdiendo 3-0 en el quinto y decisivo encuentro, Anthony Rendón y Juan Soto empataron la pizarra con jonrones consecutivos contra el as Clayton Kershaw, esta vez en funciones de relevista. Los Nacionales lo decidieron en el 10mo inning con un jonrón de Howie Kendrick con la casa llena, convirtiéndose en el primer equipo en remontar déficits de tres carreras en dos juegos decisivos en la misma postemporada.

Comentarios