Miradas

“Soy raro y soy mexicano”

Guillermo del Toro destacó la importancia de conocer las diferencias entre las personas, celebrarlas, y no ceder ante la división de los discursos de odio
miércoles, 7 de agosto de 2019 · 00:00

AGENCIA REFORMA
Ciudad de México

Al develar su estrella en el Paseo de la Fama de Hollywood, Guillermo del Toro destacó la importancia de conocer las diferencias entre las personas, celebrarlas, pero sobre todo, como un inmigrante mexicano, de no ceder ante la división de los discursos de odio.

“Quiero aclarar dos cosas sobre mí, la primera es que soy raro (...) la segunda es que soy mexicano. Estamos en un momento de gran temor, de grandes divisiones. Nos dicen que somos diferentes, que no deberíamos de confiar los unos en los otros, pero el antídoto es darse cuenta de que esas divisiones son fantasía.

“Cuando me dicen que hago fantasía yo digo que no, fantasía hacen los políticos, lo que yo hago es lidiar con las peleas internas de nuestra alma y nuestras historias”, señaló durante su intervención el realizador tapatío.

Las divisiones son fantasía
Ante un panorama político y social, en el cual recientemente en El Paso, Texas, hubo un tiroteo en contra de la comunidad latina que dejó más de 20 muertos e igual número de heridos -aunque sin especificar en ese detalle-, Del Toro hizo hincapié en que que el ser inmigrante y mexicano es un gesto importante para el resto de los latinos, pues recordó cuando en la década de los 70 visitó por primera vez el paseo de la fama y vio las estrellas de otros mexicanos como Katy Jurado y Pedro Infante, eso lo llevó a creer en las posibilidades de lograr sus metas.

“Les puedo decir a todos ustedes, a todos los inmigrantes, de todas las nacionalidades, que debemos de creer en las posibilidades y no en las mentiras que dicen sobre nosotros. Creamos en las historias que llevamos dentro, creemos historias que contribuyan al arte”, enfatizó.

Acompañado de artistas como Issa López, Kim Morgan, Lana del Rey, JJ Abrams y Elliott Gould, entre otros, Del Toro celebró la develación de su estrella y posó con una bandera de México, misma que abrazó y besó.

Durante la ceremonia realizada en el Hollywood Boulevard, de Los Ángeles, tanto JJ Abrams como Lana del Rey enfatozaron no sólo en el talento del cineasta de 54 años, sino en el gran corazón que tiene.

“Estamos en un momento de gran temor, de grandes divisiones. Nos dicen que somos diferentes, que no deberíamos de confiar los unos en los otros, pero el antídoto es darse cuenta de que esas divisiones son fantasía.”
Guillermo del Toro
Cineasta

Comentarios