Miradas

A la mesa con Diego Luna

El actor encabeza la serie Pan y Circo, en la cual reúne diferentes puntos de vista para fomentar conversaciones profundas, reflexiones y cambios de perspectiva
viernes, 7 de agosto de 2020 · 00:00

AGENCIA REFORMA
Ciudad de México

Por todos los desafíos que enfrenta hoy México, Diego Luna ve al país frente a la mayor crisis que a él le ha tocado vivir, pero no por ello pierde la esperanza en un cambio desde el entendimiento.

Y para contribuir a ello, el actor encabeza, a partir de este viernes en Amazon Prime Video, la serie Pan y Circo, donde reunió, literalmente en la mesa, puntos de vista contrarios de músicos, actores, chefs, activistas y políticas para fomentar conversaciones profundas, reflexiones y cambios de perspectiva.

“Como sociedad, frente a nosotros tenemos el reto más importante que me ha tocado vivir en mis 40 años de existencia, tenemos que encontrar la forma de articularnos, trabajar juntos”, opinó Luna en entrevista virtual.

“Esta pandemia vino a dejarnos claro lo grave que es la desigualdad que vive este país, lo fragmentados que estamos, lo poco que estamos conscientes de la realidad del otro y hoy es esencial que tengamos esa conciencia. De esta no vamos a salir solos”.

Entender o compartir argumentos
El protagonista de Rogue One: Una Historia de Star Wars es el anfitrión de los siete episodios, donde comen y dialogan figuras del entretenimiento como Gael García, Rubén Albarrán y Ana de la Reguera, con activistas, expertos y políticos sobre temas como aborto, legalización de las drogas, violencia de género, migración y racismo.

Las invitaciones incluyeron al subsecretario de Prevención y Promoción de la Salud, Hugo López-Gatell (entrevistado por Luna); la actual secretaria de Gobernación, Olga Sánchez Cordero; y a quien ocupó ese cargo el sexenio anterior, Miguel Ángel Osorio Chong.

“Fue muy interesante escuchar estas voces, tener la posibilidad de tratar de entender sus argumentos, que no quiere decir compartirlos, y asegurarnos de que hubiera gente que tiene que ver los estos temas desde el poder y el activismo.

“Te sentabas en la mesa porque tenías algo que decir a la reflexión colectiva, no porque eras popular. No buscábamos el contraste fácil y la confrontación evidente y obvia, sino la que es acompañada de matices, acompañada de sustancia”, explicó Luna.

Seis episodios fueron filmados antes de la pandemia, pero al ver cómo las reuniones y la cercanía se prohibían, el actor grabó uno más sobre la pandemia y sus consecuencias, en una comida virtual.

Confrontación con la propia ignorancia
Pese a la crudeza de los temas, el apetito nunca se perdió, pues los platillos de chefs como Enrique Olvera y Elena Reygadas no eran solo el acompañamiento, sino una opinión en sí para las charlas que llegaron a duran hasta tres horas.

“Por más que el tema sea durísimo y estemos hablando de algo trascendente, hay pasajes en los que nos permitimos la risa y degustar algo para después entrarle a la profundidad”, recordó.

Al idear y producir la serie, Luna se planteó como misión utilizar su espacio para amplificar voces que lleven a otros a reflexionar, pues cree que actualmente solo hay conversaciones superficiales que se pueden mejorar con un mezcal.

“El pan es indispensable, nos recuerda que algo podemos compartir. Si podemos coincidir en eso, podemos hacerlo en otra cosa, y ahí es donde me toca llevar la mesa, que lo que busca es confrontarnos de alguna manera con nuestra propia ignorancia”, concluyó.

FRASE
“Me senté a la mesa siendo uno y me levanté como otro, tuve ese efecto de transformar mi visión, perspectiva y punto de vista. Cuando me pasaba, sabía que había un sentido para que le pasara a otros”.

Diego Luna
 

 

Comentarios