Principal

Visitan a sus difuntos

En la celebración del Día de Muertos, los porteños limpiaron y decorararon las lápidas de sus seres queridos que se adelantaron en el camino, acompañados de música norteña
viernes, 03 de noviembre de 2017 · 00:00

Benjamín Pacheco/EL VIGÍA
bpacheco@elvigia.net| Ensenada, B.C.

La melancolía de la música norteña y el vibrante color de la flor de cempasúchil, formaron parte de la atmósfera de los cementerios con motivo de la conmemoración del Día de Muertos.

El Vigía visitó ayer el parque memorial “El Ángel” para constatar la forma en que las personas velaron a sus difuntos en el puerto de Ensenada.

Antes de entrar al camposanto, las personas tuvieron la oportunidad de adquirir los ramos para decorar las lápidas y, en su caso, contratar los servicios de un conjunto de músicos, quienes entonaron melodías de amor y desamor, esperanza y angustia, de recuerdo y olvido.

Desempolvan las tumbas
En forma paralela al canto de corridos y baladas, amigos y familiares aprovecharon la visita para limpiar las tumbas y volver a pintar nombres y fechas, o sacar brillo a los arreglos secos y empolvados.

Entre canción y canción, las tumbas infantiles fueron decoradas con nuevos juguetes, al tiempo que los familiares renovaron sus oraciones hacia los “angelitos”.

Los adultos, en sillas o acostados cómodamente en el pasto, pidieron por el bienestar de quienes ya han abandonado este mundo.

De esta forma convivieron entre las paredes frías del cementerio, el silencio de la plegaria personal y el grito del cantante norteño, en una jornada más del tradicional Día de Muertos.

Comentarios