Principal

Buscan preservar pepino

Esta especie marina podría ser clasificada como “amenazada”, por haber sido sobreexplotado para su venta comercial
sábado, 2 de marzo de 2019 · 00:00

Redacción/EL VIGÍA
Ensenada, B. C.

Debido a su alto valor comercial, el pepino de mar café fue llevado en la década de los 90 al borde de la extinción comercial, fue por eso que fue incluido en la NOM-059-ECOL 1994, en la categoría “en riesgo”, lo que impulsó una veda total.

En 2002 se levantó esta veda, que permitía su aprovechamiento siempre y cuando se demostrara que no peligraba su población. Es así como en 2005, el Centro de Investigación Científica y Educación Superior de Ensenada (Cicese) inició la evaluación en la costa oriental de Baja California. Desde 2008, lamentablemente, ha aumentado la pesca ilegal. Por ello, en 2018, Cicese presentó la evaluación del pepino de mar café (Isostichopus fucus) bajo los criterios del Método de Evaluación de Riesgo de Extinción de las Especies Silvestres en México (MER), con el fin de elevarlo a especie “amenazada”.

Este trabajo fue elaborado por Luis Eduardo Calderón Aguilera, investigador del Departamento de Ecología Marina del Cicese; Luis Hernández y Héctor Reyes Bonilla, del Departamento Académico de Biología Marina de la Universidad Autónoma de Baja California Sur (Uabcs); Georgina Ramírez Ortiz, del Centro de Investigaciones Biológicas del Noroeste, S.C. (Cibnor) y María Dinorah Herrero Pérezrul, del Centro Interdisciplinario de Ciencias Marinas (Cicimar) del IPN.

Analizan criterios
El MER considera cuatro criterios para solicitar el cambio de categoría. En primer lugar, se evaluó la amplitud de distribución. El pepino de mar café se encuentra desde el Alto Golfo de California hasta el norte de Perú. También se ha registrado en estados costeros del Pacífico mexicano. Debido a su amplia distribución geográfica, el valor de riesgo asignado es 2 (escala de 1 a 4). El segundo punto a considerar fue el estado del hábitat. El pepino de mar en Baja California prefiere hábitats de roca y coral. En temporada de pesca se registraron disturbios por el uso de ganchos y anclas. En este sentido, la evaluación es 2 (escala 1 a 3).

El tercer criterio es la vulnerabilidad biológica. El pepino de mar café no muestra ninguna estrategia de defensa química por la falta de depredadores en su estado adulto. Sin embargo, en etapa larvaria es susceptible a ser depredado. Por otro lado, la pesca desmedida ha sido su mayor amenaza. Por su pausado crecimiento, y su alta mortalidad natural, el valor asignado es 3 (escala 1 a 3). La extracción ilegal y los asentamientos humanos en zonas costeras resultan de gran impacto su ecosistema, por ello, el valor asignado al criterio del impacto humano es de 4, el máximo en esta escala.

Sumando todos los valores, obtenemos un resultado de 11, puntuación que sitúa al pepino de mar café (I. fucus) en la categoría de “amenazada”. Actualmente, se encuentra en espera la actualización de la NOM-059 para que entre en vigor la nueva categoría.

Comentarios