Vida

Jugoterapia en familia

Este método sirve para darle un descanso al sistema digestivo y que el organismo utilice esa energía para curarse
miércoles, 25 de marzo de 2020 · 00:00

AGENCIA REFORMA
Ciudad de México

Para Danielle Romero, no hay mejor medicina que los alimentos que brinda la naturaleza.

Después de que su hijo padeciera constantes enfermedades respiratorias y alergias, la health coach por el Institute For Integrative Nutrition descubrió que a través de la jugoterapia podía ayudarlo a recuperar su salud.

“Como su nombre lo dice, es aprovechar los beneficios y ventajas de los jugos en una forma de terapia para apoyar al cuerpo en el tratamiento de ciertos padecimientos y procesos de desintoxicación”, menciona la madre de dos pequeños.

“Estrictamente, consiste en únicamente consumir jugos durante un periodo determinado, pueden ser 3, 7 o 14 días, aunque hay planes de hasta 40; sin embargo, en algunos casos se pueden incluir algunos smoothies y tés para la ansiedad, propia del proceso”.

Impulso al organismo
A pesar de que el cuerpo tiene sus propios mecanismos de desintoxicación, como la actividad del hígado, la piel, los pulmones y los riñones, este método funciona como una ayuda extra para depurar el organismo.

La también ingeniera explica que, al ingerir una alta cantidad de aditivos, químicos y productos refinados, el cuerpo se satura y comienza a acumular grasa y toxinas.

“La obesidad es también un problema de inflamación y que el cuerpo no saca todos esos tóxicos, por eso le damos un empujón con la jugoterapia, que además sirve para darle un descanso al sistema digestivo y que el organismo utilice esa energía para curarse”.

En cuanto a la edad, sugiere hacerlo a partir de la adolescencia, y si bien los niños no son candidatos, considera indispensable incluir los jugos verdes en su dieta para cubrir la ingesta diaria de frutas y vegetales recomendada por la Organización Mundial de la Salud.

“Siempre se debe llevar a cabo con la asesoría de un coach para saber para qué y por qué lo quieres hacer. Se requiere que vaya acompañada de una conciencia de cambio de alimentación”, expresa la fundadora de Jugos para el Alma.

“Para introducir a los pequeños en su consumo, es importante hacerlo paulatinamente, sin obligarlos, empezando por frutos que les gusten y dándoles el ejemplo”, concluye.


Los tips
+ La base es un vegetal que proporcione agua, como pepino, apio o chayote, seguido de hojas como espinacas, acelga y kale.

+ Puedes añadir fruta, pero con moderación para no hacer una bebida alta en azúcares.

+ Súmale algún super nutriente, como cúrcuma, espirulina, moringa o jengibre para darle un toque adicional de nutrición.

+ Consúmelos en ayunas para que las vitaminas, minerales y propiedades de cada hortaliza sean asimiladas rápidamente.

Los ingredientes
+ Pepino y apio: son hidratantes y ricos en minerales, alcalinizantes y depurativos, y ayudan a neutralizar el amargo de las hojas.

+ Betabel: apoya la desintoxicación del hígado, es antioxidante y, combinado con manzana, ayuda a limpiar las vías hepáticas.

+ Kale o col rizada: fuente de vitamina C que sirve para reforzar el sistema inmunológico. Es rico en vitaminas K, A y calcio.

+ Col, coliflor, brócoli, col de Bruselas, berza, berro, rábano y nabo: con propiedades anticancerígenas y buena fuente de fibra.

+ Ajo: útil si deseas potenciar sus propiedades antibacterianas, antifúngicas, antivirales y antiparasitarias.
 

Galería de fotos

Comentarios