Meta Deportiva

‘Triste final’ de Paola en los Panamericanos

Espinosa, quien la semana pasada cumplió 33 años, terminó con 264,30 puntos en el noveno puesto de la competencia; por fortuna para México, Dolores Hernández obtuvo la plata
martes, 6 de agosto de 2019 · 00:00

AP
Lima, Perú

El periplo de Paola Espinosa por los Juegos Panamericanos, que comenzó hace 16 años, podía haberle redituado precisamente su 16ta presea el lunes. El final fue en cambio triste, lejos del podio y con un clavado deslucido en extremo.

Por fortuna para México, Dolores Hernández rescató la esperanza y un lugar en la ceremonia de premiación tras la prueba de trampolín de tres metros. La joven de 22 años obtuvo la plata, como representante de la nueva generación de clavadistas de México.

Espinosa, quien la semana pasada cumplió 33 años, terminó con 264,30 puntos en el noveno puesto de la competencia. La canadiense Jennifer Abel se apoderó del oro con 374,25; Hernández acumuló 339,60 y la estadounidense Brooke Schultz obtuvo el bronce con 334,85.

“No estoy satisfecha porque quería un mejor resultado, pero de cierta forma estoy contenta porque ya lo he dicho: me emociona que fueran mis últimos Juegos Panamericanos”, dijo Espinosa al final de la prueba. “Durante la prueba se me acercaron diversos clavadistas y me dijeron ‘eres grande’, eso me hace sentir contenta y que al final de cuentas sí fue una gran despedida para mí en los Panamericanos”.

CON DOS BRONCES EN LIMA
La deportista del estado noroccidental de Baja California Sur marchaba segunda luego de su primer salto. En el segundo no pudo mantener la vertical y tuvo un acuatizaje terrible: de bruces y con las rodillas flexionadas. Los jueces no la perdonaron y le dieron una evaluación acumulada de 9,30 puntos, que la envió al último puesto de la clasificación en el Centro Acuático de Lima.

“Cada que me subo al trampolín es para hacer un buen clavado y ahora hice uno de un punto, pero los demás fueron mejores”, agregó Espinosa. “Al menos pude pelear hasta el final y de eso se trata, intentar dar pelea y cobrar revancha en los demás clavados”.

Fue la última competición en Juegos Panamericanos para Espinosa, quien dijo adiós luego de acumular 15 medallas a lo largo de cinco justas continentales. Ocho de esas preseas son de oro, logradas en Río 2007 (3), Guadalajara 2011 (3) y Toronto 2015 (2).

Además posee platas en Santo Domingo 2003 (2) y Río de Janeiro (1), así como los bronces de Guadalajara 2011 (1), Toronto 2015 (1) y Lima 2019 (2).

“Todos los Panamericanos han tenido su magia propia y cada uno su historia, pero estos que fueron los últimos los viví más padre, porque disfruto voltear a las gradas y ver a mi hija”, añadió la clavadista. “La verdad es que me gusta mucho la Paola en la que me estoy convirtiendo y eso no lo puedo cambiar por nada”.

Comentarios